Publicidad

Acer Iconia W510, primeras impresiones

El mundo tablet está dominado por iOS y Android en los dispositivos que ya todos conocemos, pero a ellos se les ha sumado un nuevo integrante: Windows 8. Microsoft apuesta muy alto por un sistema que desde su primer día ha generado altas expectativas.

Orientado a casi todo tipo de ordenadores y tambien tabletas, hoy hablaremos de un producto de esta segunda categoría. Acer Iconia W510 aparece en el mercado como un tablet ‘clásico’, digamos, con un formato de 10 pulgadas y un Windows 8 ×64 completo con la posibilidad de una versión Professional.

Primeras impresiones en vídeo

En Youtube | Acer Iconia W510, primeras impresiones

La incógnita del rendimiento se va desvelando

Cuando escribí sobre el Intel Atom Z2760 dejé en el aire su rendimiento real, ya que los productos que lo integran no se habían lanzado. Acer Iconia W510 es uno de los tantos tablets que utilizan la nueva plataforma de Intel, acompañada de 2 GB de RAM y memoria flash en formato eMMC en este caso disponible en versiones de 32 y 64 GB.

El rendimiento de los tablets Windows 8 debería ser muy similar entre todos los modelos disponibles independientemente del fabricante, ya que el hardware es prácticamente idéntico en todos ellos. Así pues el Iconia W510 me sorprendió muy gratamente en términos de estabilidad del sistema, fluidez de las transiciones o movimiento entre interfaces dentro del sistema operativo. Es rápido y estable, y si bien es cierto que se nota un cierto pequeño retardo en algunas tareas (apertura de una aplicación pesada, por ejemplo), es posible que sea una deformación profesional debida a que estoy acostumbrado al equipo de sobremesa de pruebas de Xataka: un Core i7 de la más alta gama acompañado de SSD y 16 GB de memoria RAM.

La pantalla se puede rotar hasta los 270 grados

Evidentemente no es una comparativa que debamos hacer. El Acer Iconia W510 demostró un correcto funcionamiento para lo que es, un dispositivo portátil donde la pantalla es su principal protagonista. Ésta es de 10 pulgadas y 1.366×768 píxeles de resolución, que no está mal pero tampoco es destacable respecto de otros como iPad 4 o Nexus 10 que han empezado a jugar en otras ligas con unos píxeles que casi no pueden distinguirse.

Experiencia de uso y comodidad

No es lo mismo un tablet que un portátil, y tampoco es comparable la experiencia de un buen portátil con un tablet con teclado. No hablo de la finalidad, si no de la experiencia de uso y comodidad. Curiosamente en España el Acer Iconia W510 se venderá con teclado en los tres modelos que inicialmente estarán disponibles, a pesar de que en otras partes del mundo sí se distribuirá en tablet “individualmente”.

El teclado no es del todo incómodo, pero tampoco la panacea, y aunque no será difícil acostumbrarse a él es necesario remarcar que sus teclas son pequeñas debido al reducido espacio disponible. A mi me recuerda enormemente a aquellos ultraportátiles o netbooks tan chiquitos que plagaron las tiendas hace unos pocos años. Esa es, probablemente, la mejor comparación.

Evidentemente el teclado se puede extraer para tener el tablet por separado. No obstante el teclado le aporta una mayor batería (18 horas en total respecto de las 8 del tablet) y un USB 2.0 completo. El mecanismo es tan simple como deslizar una pestaña y extraer la tableta.

Una vez sacada tendremos la Acer Iconia W510 en nuestras manos. La sensación es que es una tableta bastante corriente, con múltiples zonas de plástico blanco y unos acabados decentes, aunque no extraordinarios. La pantalla táctil funciona de forma muy correcta y el equipo en líneas generales trabaja bastante bien y da buenas sensaciones. A falta de benchmarks más concretos podemos decir que el usuario medio que generalmente se dedica a consumir contenido con este tipo de dispositivos estará satisfecho con su experiencia de uso.

Acer Iconia W510, la opinión de Xataka

Tenía ganas de probar una tableta con Windows 8 e Intel Atom porque prácticamente todos los fabricantes tendrán un producto similar al Acer Iconia W510, salvo diferencias en términos de diseño y posiblemente también en software específico. La W510 ha sido la primera y sirve como una introducción que podría extrapolarse a otros tablets del mercado.

En primer lugar, el rendimiento ha sido muy aceptable y el conjunto se mueve realmente bien. No se si será el procesador o tal vez la enorme cantidad de RAM, 2 GB; o quizá el sistema Windows 8 que está realmente bien desarrollado y optimizado para consumir pocos recursos. El resultado final es que la experiencia con el Iconia W510 y Windows 8 es muy positiva.

El teclado es para mi fundamental, y veo un gran acierto que Acer lo haya incluído en todos los packs disponibles en España. De esta forma te ofrecen dos posibilidades de uso: la basada en la experiencia táctil de la que tanto se está hablando y esa interfaz Metro; o si lo prefieres también puedes tener un pequeño portátil con escritorio Windows 8 ‘clásico’ con teclado físico y trackpad. Además la batería ‘extra’ es un plus muy a tener en cuenta para los que trabajan de un lado a otro sin parar. Si bien es cierto que el teclado no es el mejor, tampoco es malo y todo será acostumbrarse a él. Se agradece que tenga algunas partes de metal en vez de plástico, lo que le aporta un extra de calidad y comodidad.

Acer Iconia W510, precio en España

Oficialmente llegará en los próximos días o semanas al mercado español con tres modelos iniciales:

  • Acer Iconia W510 32 GB: 529€
  • Acer Iconia W510 64 GB: 629€
  • Acer Iconia W510 64 GB, 3G: 729€

Todos ellos incluyen teclado y licencia de Windows 8. A mayores, Acer ofrece otros dos productos pensados para profesionales y nombrados como Acer Iconia W510P, que incluyen Windows 8 Professional y la misma base hardware:

  • Acer Iconia W510P 64 GB, 3G: 829€
  • Acer Iconia W510P 64 GB: 729€

Más información | Acer.

Publicidad
Comentar

18 commentarios