Gigabyte G1-Sniper eleva Haswell a su máximo exponente

Gigabyte G1-Sniper eleva Haswell a su máximo exponente

Publicidad

El otro día hablábamos de las ASUS Maximus VI como punteras dentro de su catálogo, y hoy nos movemos a otra compañía para hablar de la Gigabyte G1-Sniper. Una placa que en anteriores generaciones ya presentó buenas características y que mantiene el listón realmente alto en su nuevo modelo.

Hablamos de una placa base puntera, de las más caras del mercado -- 420 euros en España que seguro echarán a más de uno hacia atrás -- y que con un listado de características lleno de pequeñas funcionalidades adicionales respecto de los modelos más normales y clásicos. En primer lugar está el chipset Intel Z87, el más potente de Intel para la actual generación y por supuesto acompañado del socket LGA1150, pues al fin y al cabo estamos ante una placa para utilizar con los nuevos procesadores Haswell.

En el interior, Gigabyte ha decidido ayudarse de otros fabricantes (Qualcomm o Marvell) para ofrecer características mejores que las soportadas por Intel y su chipset. De esta forma nos encontraremos con hasta 10 puertos SATA 3, otros diez USB 3.0, dos Ethernet (una funcionando con chip Intel y la otra con un Qualcomm Atheros Killer E2201) y un total de cuatro PCI Express 3.0, dos x16 y otros dos x8 con los que se puede montar un SLI/CrossFireX de hasta cuatro gráficas simultáneamente. Como os decía, una placa llena de pequeñas características insustanciales para el usuario medio, pero que el más avanzado agradecerá.

Gigabyte G1-Sniper Haswell

Gigabyte G1-Sniper se completa con un módulo Wifi+Bluetooth, un chip de audio Core 3D de SoundBlaster (soporte hasta seis canales) y tres salidas de vídeo: dos HDMI 1.4a y un DisplayPort 1.2 compatible con Thunderbolt. Soporta vídeo 4K (4096x2160) mediante los dos HDMI.

Como veis el listado de características es muy amplio y completo. Sin embargo, ¿para qué querría un usuario 'normal' una placa de este calibre? Con Gigabyte G1-Sniper estamos en el mismo caso que con las ASUS Maximus VI: son muy buenas placas, de las más avanzadas del mercado pero el 90% de sus especificaciones sobran a la mayoría de usuarios. Pocos utilizarán los diez SATA o los cuatro PCI Express 3.0, de forma que -- como decía al inicio -- es una placa pensada para un tipo de usuario muy concreto: aquél que esté dispuesto a dejarse unos cuantos miles de euros en su equipo completo.

Para la mayoría de mortales hay opciones mucho mejores, más económicas y equilibradas. ¿Que quieres darte un capricho? Adelante entonces pero prepara la cartera, porque los caprichos son caros.

Más información | Gigabyte

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Inicio